Sonetillo

SONETILLO

Josep Pedrals

 

No fue extraño el guirigay

en un antro sin higiene

con el aire de una hélice

y el vientico de un paipai…

Nos ahogábamos, caray!

Vapor espeso y especies,

humo, sillones de escai,

celosías de entre Persia

y un cubil del Paraguay

y un bonsái.

 

Aquí se dio la tragedia

que me convertió en prosaico.

En medio de este mosaico

la musa cayó apopléctica.

 

Anuncis

Els comentaris estan tancats.

  • Contacte:

    joseppedrals@hotmail.com
%d bloggers like this: